martes, 8 de mayo de 2018

De 134 policías presos en Tepexi, exoneran 5



Hasta el momento, solamente cinco de los 134 policías detenidos el pasado martes en San Martín, tras un operativo donde el poder estatal asumió la seguridad de esa demarcación, lograron su libertad tras ser internados en el reclusorio de Tepexi de Rodríguez.

Pese a esto, los familiares del resto quienes continúan detenidos revelaron que el proceso es bastante lento y que las audiencias se reanudarán hasta el próximo miércoles.

Cabe recordar que el viernes pasado los efectivos fueron llevados al CERESO de Tepexi donde se llevaron a cabo las audiencias para deslindar responsabilidades, sin embargo, solo 5 de ellos fueron liberados, se trata de tres mujeres y dos hombres.

No obstante, deberán acudir cada semana a firmar como parte del proceso que seguirán.


TRATADOS COMO “RATAS”

En este sentido los que fueron liberados lamentaron que durante el operativo y su traslado hayan sido tratados como delincuentes, cuando ellos estaban contratados como agentes viales y solo brindaban información a la gente que acudía a algún inmueble propiedad del ayuntamiento, sin embargo, hoy se sabe que esta figura no existió.

A pesar de que se les acusó de de estar presuntamente ligados a la delincuencia organizada, la realidad es que trabajaban honestamente para poder llevar el sustento a sus familias y en el caso de la mujeres algunas son madres solteras o están enfermas.

Cabe mencionar que los familiares de los detenidos aseguraron que los expolicías fueron trasladados con engaños pues en la academia no se les practicaron las pruebas de control y confianza, pero fueron llevados a la Fiscalía General del Estado y finalmente al penal de Tepexi de Rodríguez donde muchos de ellos siguen presos.


SOBRE EL OPERATIVO

Solo como referencia, el martes 2 de mayo, la Secretaría de Seguridad Pública, instruyó un operativo fundamentado en un decreto que derivó en que fuera el Estado quien asumiera el control de la Seguridad que se había desbordado en Texmelucan.

Fue así, como con apoyo del Ejército y la Policía Federal, el Estado desarmó y detuvo a 185 elementos, entre ellos los mandos: Miguel Ángel Jacinto Fragoso y Sinue Jerónimo León, quienes fungían como Comisario y director de Seguridad Pública.