miércoles, 23 de mayo de 2018

Es de Cuayuca la operadora de AMLO con la comunidad migrante de Nueva York


De Arturo Luna Silva
  • Líderes poblanos en Estados Unidos y la candente disputa por 4 mil 500 votos expansivos.
La fiebre electoral que se vive en Puebla y en el país trasciende la frontera y, por primera vez, involucra en la elección de gobernador o gobernadora y senadores y senadoras -ya lo podían hacer por Presidente de la República desde 2006- directamente a los poblanos que están en Estados Unidos. La disputa es por una potencial bolsa de 4 mil 500 sufragios de paisanos, principalmente en las zonas de Los Ángeles y la triestatal de Nueva York, Nueva Jersey y Connecticut, pero su alcance es expansivo, y por ello nada despreciable, a sus familiares y comunidades.

La cifra oficial de quienes habían realizado la activación de sus credenciales para votar y participar en este proceso, hasta abril pasado, fue de 4 mil 500 poblanos, de acuerdo con el Instituto Electoral del Estado (IEE).

Podría considerarse mínima, sobre todo si se toma en cuenta que hay alrededor de 2.3 millones de paisanos originarios de Puebla viviendo del otro lado de la frontera.

Sin embargo, es un número que puede reflejarse en efecto dominó,ya que los migrantes que se inclinan por alguna opción política,tienen una indudable y genuina influencia en sus familias y sus comunidades en el estado, en donde en muchas ocasiones son benefactores.


Sus autoridades moral y económica son contundentes en esos casos.

De acuerdo con testimonios de nuestros paisanos, hay, con mayor o menor fuerza, células y grupos identificados lo mismo con el PRI, PAN-morenovallismo y el Movimiento Regeneración Nacional (MORENA), que realizan activismo desde hace meses, allá y aquí.


La estrategia es en bloque y dual.

En bloque, porque la promoción del voto se da así por las fórmulas de candidatos a Presidente, gobernador y senadores, a favor de Andrés Manuel López Obrador, Luis Miguel Barbosa y los abanderados a la Cámara Alta; por Ricardo Anaya Cortés, Martha Érika Alonso Hidalgo y sus respectivos postulados al Senado; y por José Antonio Meade Kuribreña, Enrique Doger Guerrero, y por la fórmula priísta senatorial.

Y es dual, porque buscan convencer a los paisanos allá de votar por una opción y lo replican con sus familias y comunidades en Puebla.

Así, la campaña de activismo en Estados Unidos es también transfronteriza, con alta capacidad de convocatoria de los líderes migrantes, a miles de kilómetros de distancia y con visitas al estado.


MORENISMO EN NYC Y L.A.

En esos casos, por ejemplo, están Guadalupe Cabrera, quien emigró de su natal Cuayuca de Andrade a Nueva York en la década de los 80 y trabaja a favor de López Obrador y Barbosa, como integrante del Comité Número 3 en la ciudad que “nunca duerme” y en el vecino estado de Nueva Jersey.

Ella es de las más intensas promotoras de MORENA y tiene una larga trayectoria como activista, a través de su Asociación Cultural Mexicana de Brooklyn.


En Los Ángeles, California -para poner otro ejemplo-, el líder poblanomorenista más visible, aunque algunos ponen en duda su capacidad de sumar simpatizantes, es Carlos Orea.

Él sería sin duda el candidato a diputado del Distrito 14 Federal,con cabecera en Acatlán de Osorio, en la Mixteca, cuna y región con mayor migración de Puebla a la Unión Americana, de no ser por la paridad de género.

Por la necesidad de postular a una mujer, Orea tuvo que bajarse de esa aspiración, para que fuera postulada Nelly Maceda, originaria de Piaxtla y también en alguna época migrante.

De cualquier modo, Carlos Orea es su coordinador de campaña y hasta a las entrevistas la acompaña y en ellas participa muy activamente.


La fiebre lopezobradorista de los paisanos se estimuló en marzopasado con las visitas del tabasqueño a la ciudad de Nueva York, en el estado del mismo nombre; Los Ángeles, California; Chicago, Illinoins; El Paso, Texas, y Phoenix, Arizona.

A partir de entonces, se dio la conformación formal de sus comités.


LOS PRIÍSTAS-MARINISTAS

En cambio, Yonkers, ciudad del estado de Nueva York colindante con el Bronx, en la zona triestatal, ha sido tradicionalmente priísta, con mucha fidelidad y convivencia permanente al ex gobernador Mario Marín.

Entre los principales apoyadores del tricolor está Jesús Navarro, empresario en esa ciudad en la que las autoridades locales calculan que radican más de 35 mil poblanos, y hermano del presidente municipal con licencia de Chalchicomula de Sesma (Ciudad Serdán) y candidato a diputado federal, Juan Navarro Rodríguez.

A diferencia de Juan, su hermano Jesús tiene una buena imagen, es líder comunitario y también es recordado por sus tiempos de gloria como músico y líder del grupo Navarro’s Show.

Como dato curioso, fue junto con otros migrantes, muy amigo del cantante y compositor popular Joan Sebastian, ya fallecido.


Un fuerte apoyo del PRI y un marinista convencido es también Alfonso Álvarez, presidente de la Cámara México-Americana de Comercio de esa ciudad y oriundo del poblado de Ilamacingo, en el mixteco municipio de Acatlán de Osorio, del que por muchos años fue un fuerte benefactor económico.

También está en ese grupo el infaltable marinista de hueso colorado,Erasmo Ponce, oriundo de Chinantla, también mixteco y en algún tiempo considerado El Rey de la Tortilla.

Ellos tres, con un amplio grupo en Yonkers, Nueva York y Jersey, son los ejemplos más claros de simpatizantes del tricolor en esa zona de Estados Unidos.



LOS MORENOVALLISTAS TRANSFRONTERIZOS

También el panismo-morenovallismo tiene seguidores en la zona de la Gran Manzana y la ciudad de Los Ángeles, entre otras.

En Nueva York, entre muchos otros, una de las morenovallistasvisibles es Ana Flores, quien ha estado relacionada con trabajo consular y político y tiene vínculos con la representación poblana en esa ciudad, Mi Casa es Puebla.


La joven egresada de la licenciatura en Relaciones Internacionalespor la UDLAP, de acuerdo con datos de algunos paisanos, fue una de las encargadas de presentar a la candidata de Por Puebla al Frente, Martha Érika Alonso, con empresarios mexicanos, en su más reciente visita.

Sin embargo, también asistió a la reunión con López Obrador, de marzo pasado, y a encuentros de comités morenistas, entre ellos uno que encabezó el padre Alejadro Solalinde, por lo que sus detractores ponen en duda su fidelidad política.


También en la zona triestatal, está Adam Lázaro, el histórico impulsor de la Carrera del Migrante, con certámenes en Puebla y Nueva York, quien antes estuvo con los priístas, pero en los nuevos tiempos es identificado como morenovallista-panista.

Ha invitado a Alonso Hidalgo a algunas de las carreras que organiza allá y ha obtenido apoyo para su competencia deportiva en Puebla.


Ellos son algunos de los líderes y sus visibles, porque no las esconden, filias políticas.

La potencial bolsa de votos de poblanos desde Estados Unidos es de 4 mil 500.

Sin embargo, si se multiplica por los miembros de las familias de migrantes, la cifra no es nada despreciable.