Clima:

miércoles, 30 de enero de 2019

#PorSoleares: Antorcha, ¿en la mira?

Columna publicada en Los Periodistas

Dos o tres veces en la última semana, el Presidente López Obrador se ha referido a uno de los grupos involucrados con el robo de combustible, llamándolo “antorcha mundial”. De ahí varios medios informativos como la revista Proceso o el portal SinEmbargo, se han dado a la tarea de publicar sendas investigaciones basadas en documentos oficiales sobre la íntima relación del grupo fundado en Tecomatlán, Puebla, con el huachicoleo.

En 1974, el agrónomo Aquiles Córdova Morán, junto con 40 universitarios y campesinos se dieron a la tarea de fundar Antorcha Campesina con la misión, dijeron, de erradicar la pobreza en el campo mexicano.

Nueve años más tarde, 1983, publicaciones periodísticas y declaraciones de líderes de la CNC y la Confederación Nacional de Propietarios Rurales denunciaron la íntima relación entre Antorcha y la labor política de Raúl Salinas de Gortari, hermano del Presidente Carlos, quien desde la Dirección de DICONSA financiaba al grupo considerado un brazo armado del PRI.

Guillermo Jiménez Morales, en ese entonces Gobernador de Puebla, no pudo sacudirse la presencia de Antorcha Campesina. Algunos de sus asesores le habían filtrado un análisis donde se definía al grupo con presencia en la zona de la Mixteca Baja, como de tendencia “maoísta”, le advirtieron de su peligrosidad, pero las recomendaciones del hermano de Salinas pudieron más.

El grupo ha crecido y tiene ahora presencia en 4 estados con influencia en el manejo de la obra pública de los municipios donde gobierna, el manejo de hoteles, fondas, grúas y gasolinerías.

El “ingeniero”, como coloquialmente le llaman sus seguidores a Córdova Morán, ha logrado estructurar una fuerza política y económica y la ofrece al mejor postor según sus conveniencias e intereses.

El candidato Enrique Peña Nieto fue uno de quienes lograron grandes acuerdos con la organización, de ahí el destape de los contratos y concesiones a favor de Antorcha en el último sexenio.

Y de ahí también la denuncia de López Obrador contra la organización campesina. Antorcha no estuvo con MORENA.

El problema es que una lista de operadores del robo de combustible, encabezados por Soraya Córdova Morán, hermana de Aquiles, han sido puestos en la mira en documentos internos de Pemex y de la Policía Federal, bajo el título “Mercado ilícito de combustibles”.

Los poblanos hemos experimentado en todos los sexenios la fuerza de Antorcha, la toma de calles, la invasión de predios, el bloqueo con sus grúas, etcétera, todo ello para presionar al gobierno en turno.

Quizá uno de los gobernadores que no tuvo tantos problemas con Antorcha Campesina haya sido el finado Rafael Moreno Valle a quien no le armaron escándalos cuando se le ocurrió intervenir en el tema del reordenamiento del transporte. Un cercano colaborador de Casa Puebla en aquellas épocas, le dijo a este reportero más o menos que, “Bartlett no pudo con el transporte, el Consejo taxista lo bloqueó, pero nosotros tenemos a los antorchos de nuestro lado”.

La actitud presidencial contra Antorcha Campesina, pudiera tener coletazos, daños colaterales, sobre todo en Puebla, donde en unos meses habrá elecciones.

O por lo menos, así me lo parece.